Cristian De Feudis, abogado del Grupo Penal de Contreras Velozo y Director de la Clínica Jurídica de Universidad Diego Portales, se refiere en radio Pauta a las fugas carcelarias, situación que en Chile se traduce en alrededor de 2 presos que huyen al mes y que no involucra una sanción jurídica para los reos que son recapturados.

Estas fugas preocupan a las autoridades ya que si bien no involucran una cifra alta, suceden en los sistemas cerrados. Pese a esto, el experto expone que no existe un desbordamiento de la corrupción en las cárceles, como si ocurre en otros países de Latinoamérica y, en especial, de Centro América, donde operan verdaderas mafias al interior de las cárceles y fuera de estas.

Se debe considerar además que Chile tiene una de las tasas mas altas de reclusos por habitantes. A modo de ejemplo, Estados Unidos presenta 710 internos por cada 100 mil habitantes, mientras que en nuestro país la tasa es de 234 internos por cada 100 mil habitantes.

A julio de 2018, 140.595 personas se encuentran en algún tipo de régimen penitenciario, donde 50.900 personas forman parte del régimen cerrado, mientras que 61.000 forman parte del sistema penal alternativo, gracias a la Ley 18.316 que posibilita otras formas de reclusión.

Sólo en este último caso las penas se intensifican cuando no se cumplen los beneficios dispuestos para quienes cumplen reclusión alternativa.

Escuchar la entrevista (minuto 54) aquí